El origen de las teclas Ctrl, Shift o Comando ⌘ del teclado

A mediados y finales de los noventa, cuando los ordenadores personales fueron llegando a los hogares de buena parte de España y América Latina, era común presenciar una imagen que quizá muchos aún guarden en su memoria. La escena de un principiante bisoño, que si por motivos laborales u otras circunstancias no acostumbraba a escribir a máquina, se quedaba unos segundos paralizado frente al teclado hasta que daba con la tecla que quería pulsar.

Esta poca práctica, conocida en el argot internetero de hace casi dos décadas como ‘hacer el buitre’ (por aquello de dejar el dedo sobrevolando el teclado hasta dar con su ‘presa’) es hoy mucho más complicada de ver. La tecnología nos ha hecho tener nuevas destrezas y, de forma natural, también nos ha permitido controlar, a veces sin comprender el fondo de la cuestión, lenguajes y códigos que vienen de la informática más primitiva o incluso de forma más remota de tecnologías aún más antiguas como el morse o los teletipos. Tal es el caso de buenas parte de las teclas modificadoras que hoy seguimos teniendo en los teclados: Ctrl, Shift, Alt, AltGr… Quizá a los teclados físicos no les quede demasiada vida dado el auge y la comodidad de las pantallas y los teclados digitales, pero el origen y evolución de estas teclas, y otras tantas que se quedaron por el camino, son una buena herencia de cuando la informática era algo parecido al salvaje oeste.
— Leer en hipertextual.com/2018/08/origen-teclas-ctrl-shift-comando-teclado

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.