Opiniones no, gracias | Modaes.es

Cuando una marca decide adentrarse por el camino del branding, es decir, de la coherencia 360 grados, las opiniones se aparcan. Porque una opinión es un juicio personal sobre la marca, y los juicios personales no cuentan cuando se trata de gestionar una marca. El “me gusta, no me gusta” se destierra al país de Nunca Jamás.

Cuando una marca decide tener una identidad que la representa, normalmente reflejada en un brandbook, que plasma negro sobre blanco su ideario, sus valores, su propuesta, su personalidad, su tono, su relato y todo aquello que la define como intangible, eso no se discute. No es opinable. No es cuestionable. Porque las opiniones personales al respecto no cuentan, seas propietario, presidente, director general, inversor, accionista, director de cualquier departamento, diseñador de cualquier especie o recepcionista, por poner algunos ejemplos
— Leer en www.modaes.es/lamodapasa/opiniones-no-gracias.html

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.